Los Santos Patronos

catedral_cadiz_dsc2736
catedral_cadiz_dsc2735

San Servando y San Germán

La hagiografía tradicional sitúa a los santos mártires patronos de Cádiz, los hermanos Servando y Germán, en torno al siglo IV de nuestra Era Cristiana. Naturales de Mérida al parecer eran hijos de un devoto centurión romano, Marcelo, y por ello se encontraban vinculados a las legiones romanas desde su más tierna infancia, manteniendo intacta su fe secretamente en un tiempo de duras y sangrientas persecuciones. Delatados y denunciados ante la Autoridad por su condición de seguidores de Cristo fueron encarcelados y torturados, pero ello no mermó su fe ni un ápice, sino al contrario, la acrecentaban aún más a través de un intenso apostolado cosechando numerosas conversiones.

Durante el reinado de Diocleciano la animadversión hacia los cristianos se acentuó, y, posiblemente, a instancias de un pretor romano de nombre Viator, las crueldades contra los dos hermanos cristianos se recrudecieron considerablemente, hasta el punto de morir degollados en las inmediaciones de Cádiz dando testimonio de su fe y tras sufrir numerosas vejaciones y humillaciones.

Por ello, desde tiempo inmemorial, son venerados en Mérida y en Cádiz se honran como a sus Santos Patronos. Celebrando cada 23 de Octubre el testimonio martirial de San Servando y San Germán.

Los Santos patronos de la ciudad de Cádiz, tiene iconografía variada en las  en las ciudades de Cádiz, Sevilla y Medina, a las que estuvieron vinculados por una razón u otra. Cádiz tiene una de las tallas más bellas de estos santos hermanos, realizadas por la ilustre escultora Luisa Roldán, que sirvieron como modelo
para los enviados de Filipinas por un fraile hijo de la ciudad y como donación a la obra catedralicia del siglo XIX. Las imágenes situadas en las casas consistoriales, los triunfos de Puerta Tierra nos recuerdan su patronazgo y protección sobre la ciudad y diócesis de Cádiz.

La Iglesia gaditana celebra a estos hermanos como confesores de la fe en grandes tormentos dando así ejemplo de ánimo y virtud.

catedral_cadiz_dsc9515

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR